Me llamo Maite, y entre mis muchas aficiones se encuentra la cocina, viajar y los animales.

En este blog quería compartir con todos los que tengais un ratito para leerme algunas de las recetas de cocina que hago, los sitios que he visitado y algunas otras cositas que me parezcan interesantes.

Tengo que agradecer a muchas personas la ayuda que me han prestado dándome recetas; no quiero nombrar a nadie pues seguramente dejaría fuera a alguien sin querer.

Algunos foros de cocina me ayudaron mucho en mis comienzos, y aunque ahora no participo en ellos sigo dándoles las gracias por los conocimientos que compartieron conmigo, y por las buenas amistades que me han quedado de esa época.

El blog lo inicié ya hace unos años, pero por diversos motivos lo he tenido abandonado bastante tiempo. Ahora tengo ocasión de volver a compartir mis experiencias con vosotros.




miércoles, 25 de junio de 2008

Tarta tortuga Matilda





.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.











Ingredientes
.
4 brazos de gitano
600 ml. de nata para montar
Una tableta de chocolate para postres
150 ml. de leche
Un sobre de gelatina neutra en polvo
50 gr. de azúcar
Unos panes de leche
.
Elaboración
.
Forrar una ensaladera redonda de unos 22 centímetros de diámetro con film transparente, y cubrir la base y las pareces con los brazos de gitano cortados a rebanadas finas (reservar un brazo para luego cerrar por arriba).
Montar la nata con los 50 gr. de azúcar, y reservar en la nevera.
Derretir la tableta de chocolate cortada a trocitos al baño maría o en el microondas. Tener cuidado de que el chocolate no se queme, es mejor hacerlo poco a poco.
Mezclar el sobre de gelatina neutra con 50 ml. de leche fría.
Calentar 100 ml. de leche hasta ebullición, echar la gelatina hidratada y remover para disolverla bien durante un minuto. Añadir el chocolate derretido y remover otro minuto. Dejar que temple (bastante, para que no corte luego la nata).
Unir la crema de chocolate con la nata montada. Mezclar despacio, con movimientos envolventes, para que la nata no se baje.
Verter en el molde que tenía las rodajitas de brazo de gitano. Tapar bien con el resto de rodajas de brazo de gitano.
Dejar en la nevera varias horas para que el relleno cuaje bien.
Cuando se vaya a servir cortar unos panes de leche para hacer la cabeza, las patitas y el rabito.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho la idea.
Aunque de eso no podrás comer tú ¿no? Lo digo por la BB

No me deja publicar con mi nombre

M.Carmen dijo...

qué bonita te ha quedado! felicidades

Maite dijo...

Muchas gracias a las dos, me alegro de que os guste.